22 febrero 2007

EL MODELO SUDAFRICANO

Estuve leyendo un poco acerca del proceso sudafricano, el acuerdo al que llegaron (en medio de una tremenda polémica) para salir del apartheid.

Podría resumirse como AMNISTÍA A CAMBIO DE LA VERDAD.

El gobierno del apartheid, al momento de la entrega del poder, exigió (obviamente) una amnistía amplia para los crímenes cometidos. Más o menos lo que fue acá la Autoamnistía que se dieron los milicos, cuando aseguraban que los crímenes que habían cometido eran “actos de servicio”.

Pero sigamos con Sudáfrica... después de mucho debate, se decidió conceder una amnistía condicionada, que consistía de 3 etapas:

1- las víctimas relatan sus padecimientos, para ser reconocidos públicamente
2- se establece la responsabilidad de los criminales
3- las víctimas obtienen reparación

Pero... para poder recibir la amnistía, los tipos debían presentarse y revelar los delitos que habían cometido, dentro de un plazo estipulado.

Los que no fueran a “confesarse” dentro de ese plazo, perdían el derecho de la amnistía y respondían ante los tribunales.

Amnistía significa que los beneficiarios nunca podrán ser procesados criminalmente ni declarados civilmente responsables de daños y perjuicios. Más de 7.000 personas (??) solicitaron la amnistía, inclusive dos ex ministros del gobierno de Pieter.





Botha
y varios altos funcionarios de su policía.


La mayoría la obtuvieron, pero varios casos están aún pendientes.





Sin embargo, dos de los peores asesinos de la policía del apartheid,




Eugene de Kock



cuya petición de amnistía está pendiente,





(le decían “Prime evil” que viene a ser el “Demonio Principal”)

y Ferdi Barnard a quien llamaban “Pyschopath

(que no solicitó ninguna amnistía)


Ambos fueron condenados a cadena perpetua.









Wouter Basson, le decían "docteur la mort"



dirigía el programa de guerra química y biológica del régimen del apartheid,

está siendo juzgado.




Claro que muchos de los amnistiados recibieron una sanción que nunca hubieran imaginado: la vergüenza de que sus crímenes se dieran a conocer públicamente. Aunque uno crea que no les importa demasiado...


La revelación de su participación en actos deleznables acarreó a algunos el repudio de su familia, destruyó su autoestima y su sistema de valores.” dice el artículo... ¿Será eso más demoledor que una pena de prisión?



Otro argumento en favor de la amnistía a cambio de la verdad, es que mucha, si no la mayor parte, de la información acumulada por la Comisión sobre los crímenes perpetrados durante el apartheid procede de las declaraciones de los culpables.
Ya sabemos que éstas ollas podridas, se abren desde adentro. Sin éstas declaraciones nunca se hubiera conocido la verdad sobre muchos asesinatos no resueltos.


En lo que nos cabe a nosotros... Argentina Potencia...

hemos ido de la Autoamnistía, (qué inolvidable la tapa de la revista Humor, no?)...
al Juicio a las Juntas (pactos mediante)...

Punto Final para poner fecha de vencimiento a los crímenes imprescriptibles...

Obediencia Debida para cortar las responsabilidades en las altas jerarquías...

(ambas precedidas de sendos planteamientos militares)

Indultos menemistas...

Una serie de leyes para perdonar delitos imperdonables...


¿Quién tiene el derecho a perdonar actos por los que no hay compensación posible en términos de castigo y reparación? ¿Quién los puede perdonar y con qué criterio?

Perdonar en nombre de las víctimas? encima sin tenerlas en cuenta?

Ante un crimen contra la humanidad, sólo la víctima o la misma humanidad podrían perdonar.

Y ahora estamos como al principio... como estábamos en el 83... las leyes cayeron, después de una lucha que fue larga y mucha...
pero seguimos abriendo causas judiciales que dejan mucho que desear.

A 30 años de ocurridos los hechos no son procesos judiciales “normales”.
La prueba no puede ser igual que cualquier proceso por homicidio... ya no hay huellas.
Seguimos sin saber el final de los restos, solo vamos descubriendo por obra y gracia del cielo y de centenares de personas que dedican sus energías a atar cabos sueltos...
Sin los restos es difícil probar legalmente un asesinato.

La deshonra pública fue el objetivo de H.I.J.O.S con los escraches... Los pibes intentando que los hijunagranputa no vivan tan tranquilos, al menos que su entorno del barrio sepa de sus actividades.

Los grandes responsables se murieron o están en proceso de hacerlo, gozando en su mayoría de prisión domiciliaria.
Se organizan grupos como MEMORIA COMPLETA...
Se cierran en la autodefensa y salen pocos a confesar los crímenes.
(Y cuando alguno sale, ahí vamos y le damos 347.456.436.698.789.234 años de cárcel, como a Scilingo)

A partir de los resultados de la experiencia sudafricana, me pregunto ...
los métodos de la justicia penal, ¿son eficaces en estos casos?

Lo mismo es tarde acá para aplicar el modelo sudafricano... pero no nos hubiera ido mejor?

Recordaba un post anterior donde calculaba a grosso modo...

En el país hubo 488 campos de concentración. En éste momento están
detenidos con prisión preventiva, unos 211 represores... (aunque haya 959 causas
abiertas, de las cuales muchas son megacausas, con muchos acusados y muchas
víctimas)... los números no cierran del todo, viste?

Para poner algo de claridad, hagamos un cálculo de mínima (re mínima)...
supongamos que en cada centro clandestino laburaban solamente 10 tipos (lo cual
es una pelotudez, pero sirve como ejemplo). Estamos hablando entonces de 4880
tipos... de los cuales solo 211 están presos. ¿nos entendemos?

Eso lleva a que las posibilidades de condenar a TODOS los represores, sean
muy irreales. Con suerte y viento a favor, un 5... un 10% de los torturadores y
asesinos, van a llegar a juicio. Eso está hablando de un 90 o 95% que están a
salvo y en libertad...


Revisando lo que anduve pensando antes.... me gustó volver a leer éste post y también éste

Amiguitos... tema interesante, al menos para mi... opinen, yo sigo leyendo y después les cuento.

2 comentarios:

Bari2k dijo...

¿Quién tiene el derecho a perdonar actos por los que no hay compensación posible en términos de castigo y reparación? ¿Quién los puede perdonar y con qué criterio?

Perdonar en nombre de las víctimas? encima sin tenerlas en cuenta?

Ante un crimen contra la humanidad, sólo la víctima o la misma humanidad podrían perdonar.


Una vez me imaginé esta situación: tengo un vecino que me dice a proposito de mi hija, "que linda nena tenes, cuando sea grande la voy a violar porque no es ni occidental ni cristiana", pasa el tiempo y un dia la viola. Reclamo justicia y los vecinos me dicen que no altere la paz del barrio que al fin y al cabo mi hija era una provocacion caminando. Yo paso por la casa del violador y me dice "que lindo estuvo, le di lo que se merecia por huacha".

Un dia consigo una condena en primera instancia. El barrio se parte en dos, los que apoyan la condena y los que la condenan porque los familiares del violandor estan enojados, agreden y prometen nuevas violaciones y porque ademas me parece que creen que mu hija se lo tenia merecido.

Se rumorea que el violador no actuó solo sino ayudado por alguno de sus familiares que no fueron ni siquiera encausados.

Preocupados por la violencia en el barrio las autoridades nacionales dan un Punto Final (para frenar las denuncias contra los familiares del preso y tranquilizarlos). Despues le dan una aministia al condenado...

¿Quien tiene derecho a aministiarlo?, ¿y la justicia por la violacion?. El criterio es el bien comun. Se perdonan delincuentes por la paz social y el bien comun (¿alguna vez alguna maldad de las grandes, genocidios etc, no se hizo en el nombre del bien comun y el progreso de la humanidad?, ¿no invocan eso los Orcos cuando invaden Irak o amenaza n a Iran?.

Ahora ¿y mi justicia?, y que clase de construccion es aquella que se basa en hacer la vista gorda a los crimenes.

¿Me preguntaron a mi si lo perdono?, ¿Y a mi hija?. ¿Le Pidieron perdon?, ¿Manifiestan algun arrepentimiento?. No, cada vez que paso me dicen que se dieron el gusto y parte de los vecinos me dicen que se lo tenia merecido por esto y aquello...

En fin. De crimenes y amnistias, vistas gordas y olvidos esta hecho el país. Desde 1810 en adelante, quiza con inicio en el asesinato de Dorrego... y asi estamos.

vadinho dijo...

Quién tiene el derecho a perdonar actos por los que no hay compensación posible en términos de castigo y reparación?

Tan sólo para tener en cuenta que en Sudáfrica fueron los familiares de las víctimas quienes perdonaron a cambio de una confesión y reconocimiento del delito cometido.


¿Quién los puede perdonar y con qué criterio?
El concepto de Ubuntu, regla ética e ideológica aplicada desde Nelson Mandela en adelante en Sudáfrica, implica un retorno a las primeras raíces africanas, tribales si se quiere. Esta idea significa más o menos: "Una persona se hace humana a través de las otras personas". Praxis revolucionaria y casi incomprensibles para mentalidades cristianas y occidentales.

un abrazo

....................................................................

Related Posts with Thumbnails